Dime cómo es tu oficina y te diré cuanto innováis…

Más o menos.

Difícilmente tendremos ideas novedosas en entornos homogéneos 100%, con personas 100% idénticas en su forma de vestir y de comportarse. Ya lo dice el refrán ” En la variedad está el gusto”.

Para que nuestros procesos neuronales se estimulen, para dejar a un lado ese problema al que no dejamos de darle vueltas, para ver las cosas desde otro punto de vista, para hablar con nuestros compañeros de equipo en otro lugar que no sea la mesa cuadrada de toda la vida…para todo esto y muchísimo más, es importante que nuestro lugar de trabajo sea algo más que mesas, armarios y sillas. Porque es en la relación de trabajo distendida, en las conversaciones donde nuestros ojos tienen algo más que ver que paredes blancas o grises, en lugares donde siempre hay una pizarra donde poder apuntar tus ideas (porque si no, desaparecen), donde surge la diferencia:  ese antes y después de la creatividad.

Y no es mero capricho o residuo de acomplejados Peterpaneros…Es más que evidente que si queremos pensar de otra forma, habrá que buscar los medios para estimular esa otra forma de abordar los problemas. Y las ideas para esto son muuuuuuuuuuuy variadas. Tantas como personas hay. Lo importante es estar a gusto y con mucha flexibilidad. Y si a alguien no le convence la idea, siempre puede intentarlo un par de días y ver qué pasa con su cabeza. Si se siente ridículo, algo raro está pasando…

Un ejemplo por partida doble lo tenemos en este vídeo y en este enlace de El País.
¿Qué empresa?

Google. Tal vez la conozcas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s